Press "Enter" to skip to content

¡La Ropa Deportiva una alternativa de negocio! Por Antonio Jesús Naime Libien

Antonio Jesús Naime Libien indica que la ropa deportiva en la actualidad se posiciona con fuerza en el mundo de la moda, por lo que dichas prendas no son puestas solo por deportistas, sino que el llevar traje con zapatillas (casual, leggins) con tacones o prendas de yoga en el trabajo es tendencia. Es por ello, que las grandes marcas se dirigen a un nuevo consumidor vinculado a valores relacionados con la vida sana.

 

De tal manera que, la mezcla de deporte y moda no es una tendencia, sino el reflejo de un cambio de valores en una sociedad que apuesta cada vez más por aspectos como la salud, el reciclaje o la ecología. Debido a esto, las marcas de artículos deportivos no solo innovaron la  técnica y diseño, sino también debieron entender la nueva estética deportiva: el athleisure o unión de lo atlético con el ocio. 

 

Tendencias

Antonio Jesús Naime Libien señala, que en la actualidad los modelos como Elle McPherson, que nunca ha corrido un maratón, se pasean por el mundo con: zapatillas de deporte, leggins o mallas, varias capas de prendas, gafas de sol y bolso. Sin embargo, el trabajo de las marcas en la actualidad es crear looks atractivos diferenciando las temporadas. Solo en Estados Unidos existen personal shoppers especializados en esta tendencia que aún no ha llegado a los puntos de venta. La clave en estas tendencias es combinar artículos deportivos de lujo con prendas técnicas de buenas marcas y precios caros, para dar esa estética.

 

En el negocio de las marcas deportivas, la tendencia del athleisure es muy fuerte y con precios muy altos, pero ¿realmente es sostenible? Lo que está claro es que hay que estar muy atentos a la demanda, En cuanto al producto, es decir, materiales y tecnología, no hay que frenar el viaje al athleisure, con una apuesta fuerte por la segmentación. ASICS seguirá haciendo las mejores zapatillas que pueda, lo que no significa que no deba segmentar el mercado, reconocer una tendencia o un nuevo consumidor y hacer adaptaciones de sus productos para cubrir esa demanda. 

Antonio Jesús Naime Libien sintetiza, que en este mundo tan cambiante las nuevas tendencias y oportunidades de negocio están a la vuelta de la esquina, es cuestión de cada quien estudiar a los clientes y lo que estos demandan y así generar nuevas empresas. Se puede vender deporte y moda sin perder credibilidad, a la final es el cliente quien dice si busca solo material técnico deportivo o si prefiere artículos que pueda combinar para ir a la moda.